Siempre se ha dicho que la cultura tiene que estar al alcance de todos, y en el caso de la literatura, no puede ser una excepción. Es por ello que la biblioteca municipal de Quilleco, en su afán de fomentar la lectura y su quehacer con la comunidad, realizó en el jardín infantil Manitos Mágicas, una lúdica jornada con variados textos dedicados a los más pequeños, según comentó la encargada Jeanette Salinas.

Para Salinas, esta actividad tiene el objetivo de hacer de los libros algo más familiar, que se transforme en algo cercano para iniciar la lectura, todo ello de una forma didáctica que a la larga pueda transformarse en un hábito, un complemento de cosas que los fortalece intelectualmente, según detalló

Así a través de este servicio denominado Caja Viajera- el que ya ha realizado otras jornadas dentro de la comuna-, se fortalece el rol que la biblioteca pública ejerce sobre la comunidad, creando nuevos espacios de interacción con el mundo de la literatura, que va más allá de una simple maleta con libros, ya que las tías de las unidades educativas participan activamente en la selección y proceso de familiarización con los textos, un importante apoyo a la generación de futuros hábitos escolares.

Cabe precisar finalmente que la Caja Viajera no está dirigida exclusivamente a los más pequeños ya que puede ser solicitada por otros grupos o instituciones, siendo el requisito esencial la dificultad para trasladarse a la biblioteca personalmente, iniciativa inducida por la Dibam desarrollada como una estrategia de fomento lector.-

IMG_2298 IMG_2299 IMG_2300 IMG_2305 IMG_2306 IMG_2310 IMG_2320 IMG_2322 IMG_2323

Comments

comments